Jorge Fernández: "si ETA se disuelve se podría replantear la dispersión"

MADRID, 12 Abr. (EUROPA PRESS) -

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha rechazado hoy la propuesta de los presos de ETA al Gobierno, en la que pedían negociar, y les ha advertido que sólo si ETA se disuelve, el Ejecutivo se "podría replantear la política de dispersión".

"No hemos negociado, ni vamos a negociar con una organización terrorista y por supuesto no tenemos nada que negociar", exclamó el titular de Interior tras el planteamiento realizado por seis representantes del Colectivo de Presos de ETA, de iniciar un diálogo con el Ejecutivo.

"Estamos en un Estado de Derecho, los presos de ETA están cumpliendo sus condenas, que han sido establecidas por tribunales de Justicia de un Estado democrático y los presos de ETA, lo que saben es que la política del Gobierno se resume en el cumplimiento de la Ley Penitenciaria", expuso Fernández Díaz.

PUBLICIDAD

En este sentido, explicó que dentro de la Ley Penitenciaria, si los presos quieren acogerse al camino de la "reinserción individualizada" podrán "tener acceso a los beneficios que la Ley establece para aquellos internos que se acojan" a esta posibilidad. Pero dejó claro que si los presos de ETA no quieren acogerse a esta opción, es decir, a la reinserción individualizada, "evidentemente cumplirán sus condenas como pasa en un país democrático, civilizado, en un Estado de Derecho", donde la gente cumple "las penas que los tribunales les han impuesto".

"LA DISPERSIÓN PODRÍA REPLANTEARSE"

El titular de Interior reiteró que el "mayor enemigo" que tienen hoy los presos de ETA que quieren acogerse a medidas individualizadas y sus familias es la propia banda terrorista y la Izquierda Abertzale porque, añadió, "si ETA se disolviera, la política de dispersión podría replantearse".

En este sentido, explicó que "la política de dispersión" está "encaminada fundamentalmente a que pueda producirse la reinserción, ya que la Constitución establece que la pena privativa de libertad está orientada a la reinserción y es más difícil cuando existe una organización terrorista que lo impide".

PUBLICIDAD

Según expuso el ministro, ahora es la propia ETA quien impide a los presos "ejercer libremente el derecho que la Ley les reconoce a los que quieran ejercerla". "ETA coacciona a sus presos y no les deja acogerse libremente a ese camino y en consecuencia no tienen acceso a los beneficios penitenciarios que la Ley establece para todo tipo de preso que quiera acogerse a esa vía", argumentó.

PUBLICIDAD

Por ello, insistió en que "esa es la política del Gobierno" y se mostró convencido de que "sería bueno que lo conocieran los presos de ETA y los familiares".

"Si ETA se disuelve y deja de coaccionar a sus presos y los que lo deseen están en condiciones de ejercer libremente su derecho a la vía de la reinserción individual, seguro que será mejor para ellos porque podrán tener acceso en el marco, sólo en el marco de la Ley, a los beneficios que hay para los presos, terroristas o no, que se acojan a esa vía", apostilló.