El paro baja en 615.900 personas en 2021 y se crean 840.700 empleos, récord desde 2005

Evolución del número de parados en España, según la EPA (INE) - EPDATA

La tasa de paro cae hasta el 13,3% y el número de ocupados supera los 20 millones, los mejores datos desde la crisis financiera de 2008

MADRID, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

El paro bajó en 615.900 personas en 2021, lo que supone un 16,5% menos que en 2020 y su mayor reducción anual desde 2015, mientras el empleo creció en 840.700 puestos de trabajo (+4,3%), la cifra más alta en 16 años, reflejando así la recuperación del mercado laboral tras el estallido de la pandemia en 2020, año en el que se registraron los peores datos de paro y ocupación desde 2012.

La bajada del paro en 2021 supone la vuelta a los descensos después de que la crisis desatada por el Covid llevara a una subida del paro en 2020 de casi 528.000 personas. En el caso de la ocupación, también se retoma la senda alcista tras un 2020 en el que se destruyeron 622.000 puestos de trabajo.

La tasa de paro se situó al finalizar 2021 en el 13,33%, porcentaje casi tres puntos inferior al de 2020 y su menor cifra desde el tercer trimestre de 2008, según datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) publicada este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Por su parte, el número total de desempleados cerró el ejercicio 2021 en 3.103.800 personas y el de ocupados, en 20.184.900, su nivel más alto desde el tercer trimestre de 2008. Son, además, las mejores cifras en un final de año desde el ejercicio 2007.

A estos datos se llegó después de que en el cuarto trimestre de 2021 el paro experimentara una reducción de 312.900 personas (-9,1%), su mayor descenso desde el segundo trimestre de 2017, y tras un repunte de la ocupación de 153.900 personas (+0,7%), algo inferior a la del mismo periodo de 2020 (+167.400 empleos).

El Ministerio de Asuntos Económicos ha destacado en un comunicado que el crecimiento del mercado laboral en 2021 "ha sido generalizado en todos los sectores de actividad y en todos los indicadores". "Se trata de una recuperación integral que ha permitido aumentar el empleo y reducir el paro en prácticamente todas las comunidades autónomas", subraya.

Este proceso ha sido paralelo a la incorporación a sus puestos de trabajo de las personas que estaban en Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE).

Así, el número total de horas efectivas trabajadas se aumentó un 7,3% en el último trimestre de 2021 respecto al trimestre anterior y un 2,4% en comparación con el mismo periodo de 2020. No obstante, en comparación con el periodo octubre-diciembre de 2019, antes de la pandemia, el número de horas trabajadas fue un 3,8% inferior.

La llegada de ómicron se dejó notar en las ausencias por enfermedad en el último trimestre de 2021. Mientras los ocupados ausentes de su empleo por causa de un ERTE o paro parcial bajaron en 31.400, hasta situarse en un total de 63.800, los ausentes por enfermedad se incrementaron en 109.600 personas. En total, 812.400 faltaron a su trabajo por enfermedad, 246.900 más que en el cuarto trimestre de 2019, en ausencia de pandemia.

EL SECTOR PRIVADO RECUPERA EL NIVEL DE EMPLEO PRECOVID

El incremento de la ocupación se concentró en 2021 en el sector privado, con la creación de 744.300 empleos (+4,6%), recuperándose el nivel previo a la crisis, frente a los 96.400 que se crearon en el sector público (+2,8%). De este modo, el año pasado se cerró con 16,7 millones de ocupados en el sector privado, su mayor cifra desde el cuarto trimestre de 2019, y con 3.475.500 trabajadores en el sector público, 8.500 menos que en el tercer trimestre de 2021.

En 2021, la ocupación creció en todos los sectores económicos, especialmente en los servicios, donde se crearon 705.400 puestos de trabajo (+4,8%). Le siguen, de lejos, la industria, con 71.500 ocupados más que en 2020 (+2,6%); la agricultura, con 58.000 nuevos empleos (+7,4%), y la construcción, donde se ganaron sólo 5.700 ocupados (+0,4%).

Por sexos, la ocupación masculina aumentó en 361.100 trabajadores el año pasado (+3,4%), mientras que las mujeres sumaron 479.600 empleos (+5,4%). Además, más de ocho de cada diez puestos de trabajo creados en 2021 los ocuparon españoles, con 725.400 empleos más (+4,2%), frente a 115.200 empleos ocupados por extranjeros (+4,9%).

CASI 225.000 NUEVOS ACTIVOS

Por su parte, el número de activos subió en 224.700 personas en 2021, un 0,9% respecto a 2020, con lo que la población activa en España quedó constituida por 23.288.800 personas, de las que 20,18 millones estaban ocupadas y 3,1 millones en paro.

En el último trimestre del año pasado, el volumen de activos disminuyó en 158.900 personas (-0,7%), situándose la tasa de actividad en el 58,65%, cuatro décimas más que en 2020 pero casi medio punto menos que en el trimestre anterior.

Al finalizar 2021 había 143.800 mujeres más que en 2020 en disposición de trabajar (+1,3%), situándose la tasa de actividad femenina en el 53,96%, seis décimas por encima de la del año anterior. Entre los hombres, la actividad creció en 80.900 personas durante el pasado ejercicio, un 0,6%, hasta situarse su tasa en el 63,65%, tres décimas más que a cierre de 2020.

Por su parte, el número de inactivos se incrementó en el cuarto trimestre de 2021 en 216.600 personas. No crecía tanto desde el segundo trimestre de 2020, cuando se disparó en más de un millón como consecuencia del estallido de la pandemia.

BAJA MÁS EL PARO FEMENINO

Durante el pasado año, el desempleo bajó en ambos sexos, aunque el descenso del paro femenino fue superior al masculino. En concreto, el desempleo femenino se redujo en 335.800 mujeres (-16,8%), mientras que el masculino retrocedió en 280.100 varones (-16,2%).

Con estos datos, la tasa de paro masculina se situó en el 11,79%, casi 2,4 puntos menos que en 2020, y la femenina acabó el año en el 15,04%, cerca de 3,3 puntos por debajo de la del ejercicio anterior.

Por sectores, el desempleo bajó en todos ellos durante 2021. Donde más lo hizo fue en los servicios, con 440.500 parados menos (-30,4%), y entre los parados de larga duración, que restaron 55.900 desempleados (-3,9%). Les siguió la industria, con 52.800 parados menos (-27,3%); la construcción (-39.400 desempleados, -25,7%); la agricultura (-23.400 parados, -12,7%) y el colectivo que busca su primer empleo, con apenas una reducción de 4.000 desempleados (-1,2%).

LA TASA DE TEMPORALIDAD ROZA EL 25,4%

En 2021, el número de asalariados subió en 732.700 personas (+4,5%). En términos absolutos, el repunte anual del empleo asalariado fue superior en los trabajadores con contrato indefinido, 425.000 ocupados más, frente a 307.700 nuevos temporales. No obstante, en términos relativos creció más el empleo temporal (+7,69%) que el indefinido (+3,47%). Aún así, el número de asalariados fijos (12.665.800) se encuentra actualmente en máximos históricos.

En el último trimestre del año pasado, los asalariados fijos aumentaron en 150.600, un 1,2% respecto al trimestre anterior, en tanto que los temporales disminuyeron en 92.900 (-2,1%), situándose la tasa de temporalidad en el 25,38%, frente al 24,6% con el que se cerró 2020.

Todo el empleo creado el pasado año fue a tiempo completo (+901.800, +5,4%), ya que el empleo a tiempo parcial se redujo en 61.200 puestos de trabajo (-2,2%).

Por su parte, los trabajadores por cuenta propia aumentaron el pasado año en 105.800 personas (+3,4%), lo que situó el número total de autónomos en 3.198.000 personas.

La EPA constata además que el 7,9% de los ocupados (1.586.700) trabajaron desde su propio domicilio más de la mitad de los días durante el cuarto trimestre de 2021, cifra similar a la observada en el trimestre anterior, pero inferior en casi 1,5 millones al número de teletrabajadores que se registró al llegar la pandemia, en el segundo trimestre de 2020, cuando más de 3 millones de personas trabajaban a distancia.

635085.1.260.149.20220127090047

Más información


Subir